El grupo chino Wanda encuentra comprador para el mítico Edificio España

Uno de los grandes culebrones de la capital parece estar llegando a su fin. Me estoy refiriendo al Edificio España, el primer rascacielos que se levantó en Plaza España. Tras el pago de 265 millones por el grupo chino Wanda al Santander hace dos años, la rumorología no ha cesado en torno al futuro de este proyecto. Parece que Wang Jianli se ha rendido definitivamente y ha encontrado un comprador menos exótico, se trata del empresario murciano Trinitario Casanova. Ahora falta por saber cuales son los planes que tiene en mente para este símbolo de Madrid. Veremos como continúa esta “historia interminable”

españa2

El grupo empresarial Baraka se podría convertir en los próximos meses en el nuevo propietario del Edificio España después de haberse descolgado con una oferta por el inmueble que muchos califican de irrechazable. El holding murciano que dirige Trinitario Casanova ha puesto algo más de 265 millones de euros sobre la mesa para lograr que Wanda se desprenda del rascacielos que tantos quebraderos de cabeza le ha dado desde que en 2014 lo comprara al Banco de Santander.

La operación entre Baraka y Wanda todavía no está cerrada, aunque podría firmarse a la vuelta de vacaciones. Los 265 millones que Baraka ofrece al grupo chino es la misma cantidad que Wang Jianli pagó a Emilio Botín para hacerse con la propiedad del inmueble.

Con esta venta se pondría punto y final a uno de los grandes quebraderos de cabeza que ha tenido el Gobierno de Manuela Carmena desde que aterrizara en el Palacio de Cibeles. La falta de entendimiento con el grupo chino, que se resistía a mantener la fachada (protegida) para realizar su proyecto ha sido foco de conflictos de forma permanente en el último año. Tales fueron las diferencias, que hace unos meses el chino Wang dio la batalla por perdida y decidió poner en venta el edificio. 

Con esta compra Baraka cerraría una de las operaciones inmobiliarias más importantes en lo que va de año. Sin embargo no sería la primera que firma en la capital. Recientemente se hizo con el Parque Empresarial El Olivar,  un total de nueve parcelas en el desarrollo de Valdebebas tras abonar 75 millones de euros, y también adquirió una oficina de Bankia en el 44 de Gran Vía, que posteriormente vendió a Hines.

Ahora, el gran interrogante que hay sobre la mesa, además de cómo termine cristalizando este principio de acuerdo, son los planes que tenga Trinitario Casanova para el edificio, ya que en el pasado el empresario ha destacado por entrar en operaciones complejas para, una vez cazada la presa, vender el activo con jugosas y rápidas plusvalías.

españa

Tags from the story
More from Jose Carlos

Llega a Madrid la exposición de Auschwitz

Nuestra querida Madrid va a tener el privilegio de albergar el estreno...
Read More

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *